¿Te preocupa la ciberseguridad en tu empresa?. Aquí tienes 15 consejos de ciberseguridad sencillos, para aplicar cuanto antes.  

 

Sin duda, sabes que es un tema delicado, puesto que una pérdida de datos puede afectar a la continuidad del negocio, a la reputación y a la confianza de clientes y colaboradores.

Y además, existe una normativa legal de cumplimiento que afecta a tu empresa, por resumir el escenario en el que quizás te encuentres.

En numerosas ocasiones acudes a ponencias, charlas, simposios y también lees acerca del impacto provocado por un ataque y , aunque necesitas empezar cuanto antes, ni siquiera sabes por donde hacerlo.

Aquí te dejo 15 consejos de ciberseguridad sencillos ” , no dudes en comenzar a aplicarlos cuanto antes.

 

 

  1. La sensibilización y la concienciación de todos los empleados, deberían ser los pilares sobre los que se sustente la cultura de ciberseguridad de todas las organizaciones.

 

 

  1. Educa a los usuarios para no abrir enlaces ni ficheros adjuntos de correo electrónico adjuntos.

 

 

  1. Empieza por la protección básica inicial añadiendo protección en el puesto de trabajo con antivirus o mejor aún, un buen  antimalware, eso sí, de pago.

 

 

  1. Comunica a todo el personal los cambios e incorporaciones de cualquier elemento de seguridad en la organización, por pequeño que sea.

 

 

  1. Limita la exposición a las amenazas elaborando un inventario de los datos.

 

 

  1. Elimina o limita el acceso a servicios y recursos que no sean estrictamente necesarios. Cuanto mayor es el volumen, mayor es el riesgo y aumenta la necesidad de gestión.

 

 

  1. Cierra las puertas traseras por donde pueda existir cualquier fuga de datos.

 

 

  1. Cifra la información sensible, no hay mejor opción, de momento.

 

 

  1. Realiza copias de seguridad con frecuencia y por supuesto, comprueba el contenido a menudo.

 

 

  1. Crea escenarios de pérdidas de datos, ya sean debidos a causas conocidas como desconocidas. Diseñar planes de actuación adaptados al tamaño de la empresa y al impacto de la incidencia.

 

 

  1. Borra la información que no necesites en la empresa, aquella a la que no se accede. Menos es más.

 

 

  1. Manten actualizadas, con licencias legales, las versiones de software, desde el sistema operativo hasta las aplicaciones de escritorio.

 

 

  1. Revisa y cambia con frecuencia las contraseñas de seguridad, los permisos de usuarios y aplicaciones, sin olvidar comprobar las opciones de seguridad de la organización.

 

 

  1. Conoce cuál es el cumplimiento normativo, sectorial o global al que debe hacer frente la empresa.

 

 

  1. Diseña un plan de formación a la medida de la empresa, para promover y divulgar la cultura de la ciberseguridad.